Atrás

En qué medida afecta el calor a nuestro coche

jul 22,2019
2179 Vistas
0 Comentarios

Aunque no lo creamos, las altas temperaturas pueden afectar al funcionamiento de nuestro coche y provocar averías indeseadas como roturas de neumáticos, descargas de baterías o sobrecalentamientos del motor. Con el fin de evitar todos estos problemas, vamos a explicarte en qué medida afecta el calor a nuestro coche y a ofrecerte una serie de tips para evitar problemas este verano:

8 consejos para proteger tu coche del calor



1) Uno de los elementos de nuestro vehículo que se ve afectado por el calor es la batería. Si el coche permanece mucho tiempo estacionado, la batería puede sufrir. Así que te recomendamos que si vas a dejar el vehículo parado durante un largo periodo de tiempo, desconectes la batería y la guardes en un lugar retirado del calor. Cuando la vuelvas a colocar recuerda ajustarla correctamente para que no vibre cuando estés en marcha.

 2) Antes de iniciar un viaje, debido al calor, se debe comprobar el nivel de aceite para que el motor tenga una correcta refrigeración y así evitar problemas durante el trayecto.

Otra de las cosas que debes verificar para que no afecte el calor a tu coche es de si dispones de suficiente anticongelante y si se encuentra en el nivel correcto. Te recomendamos, además, que nunca quites la cubierta del radiador cuando el motor esté caliente.

3) El calor también afecta de forma considerable a las ruedas del coche. Si conducimos con los neumáticos poco inflados, las ruedas se pueden sobrecalentar, con lo que se incrementa el riesgo de reventón o pinchazo. Además, esto también puede afectar al comportamiento y frenado del coche. Recuerda que para inflar los neumáticos debes fijarte en lo que recomienda el fabricante. Revisa también otros signos de deterioro mirando el dibujo y estado de las ruedas.

4) No conduzcas de forma brusca, ya que si por ejemplo pisas fuertemente el acelerador y el freno, el motor se puede sobrecalentar.

5) Otro de las cosas en las que hay que fijarse es en los testigos de la temperatura. Si en tu coche salta una alerta de aviso de fallo de motor o fallo en los termostatos, puede haber alcanzado una temperatura bastante alta. Si esto te ocurre, para inmediatamente el vehículo, pon los intermitentes y avisa a la asistencia en carretera de tu seguro. De lo contrario, el sobrecalentamiento del motor puede generar en tu coche averías mucho más graves.

6) El aire acondicionado también debe revisarse y comprobar que se encuentra en buen estado. Hay que examinar con un profesional los filtros y la carga del sistema del aire acondicionado de manera periódica. Estos son los trucos de mantenimiento del aire acondicionado:


7) Otro de los factores que tenemos que tener en cuenta para que nuestro vehículo no se vea afectado por el calor es tener cuidado de dónde aparcamos. Si estacionamos el coche en un sitio donde hay matorral, rastrojos, malas hierbas u hojas en el suelo, estas se pueden acumular en el bajo de nuestro automóvil, y pueden llegar a provocar un incendio si nuestro coche llega a alcanzar altas temperaturas.

8) Ah, si puedes evitar también que tu coche esté aparcado al sol durante mucho tiempo. Si no te queda más remedio pon parasoles u otro sistema que evite que tu coche reciba  tanto calor.

Estos son algunos de los factores en los que el calor puede afectar a nuestro coche, así que no los pierdas de vista y tenlos muy en cuenta para tu próximo viaje. ¡Feliz verano!

Antes de salir de vacaciones este verano revisa que todo está en orden y evita problemas:  

¡RESERVA YA!


¿Te han parecido interesantes nuestros consejos? Regístrate y te seguiremos dando las mejores recomendaciones para una conducción eficiente y segura: 

REGÍSTRATE